¿Descubierto el primer juego que Satoru Iwata programó para Nintendo?

¿Descubierto el primer juego que Satoru Iwata programó para Nintendo?

Un EEPROM de Joust podría contener el primer juego que el anterior presidente de Nintendo, Satoru Iwata, programó para esta compañía.

Si el descubrimiento que realizó Frank Cifaldi, líder de Digital Eclipse, es verdadero, podría significar que tiene entre sus manos el primer juego que Satoru Iwata programó para Nintendo. Como bien saben, el antiguo presidente de la compañía murió el año pasado debido al cáncer, dejando un gran vacío en ésta. Pero, ¿en qué se basa él para afirmar esto?

Pues en unas tarjetas de circuitos de títulos del Famicom que recientemente adquirió. Aunque no sabe si son auténticas, está completamente seguro que los EPROMs si son muy antiguos. Los juegos en cuestión que contienen son Hyper Olympic, Stargate, Soccer y Joust. Para examinarlos decidió convertirlos a ROMs y ejecutarlos en un emulador.

Casi todos ellos son versiones más viejas que las que llegaron a las tiendas, con la excepción de Soccer. Pero esto es más interesante en el caso de Joust. Como bien saben, se trata de un juego de Williams Electronics, el primero que Satoru Iwata, en sus tiempos de programador, adaptó para el Famicom. Esto pasó a inicios de los 80, como parte de un acuerdo entre Nintendo y Atari que a la larga no funcionó.

El caso es que las negociaciones que llevaban no llegaron a buen término y los juegos que planearon lanzar en 1983 y 1984 no salieron nunca a la venta en la consola. Al menos de parte de la Gran N, porque HAL Laboratory si autopublicó Joust en el sistema, pero hasta 1987. El caso es que existe la posibilidad de que este título sea el que precisamente programó Satoru Iwata y que no vio la luz del día en aquellos años.

Eso lo convertiría en el primer desarrollo que hizo para Nintendo, por lo que tendría una gran relevancia histórica. Sería el único prototipo de Joust para Famicom como un first party de la Gran N. Sin embargo, habría que esperar a que esta información sea corroborada por una tercera parte. Esto es para que exista una certeza del 100% de que el EPROM en cuestión es auténtico.

Pero la única forma de hacerlo sería rastreando de donde proviene exactamente. Si se trazara su ruta desde los cuarteles de Nintendo o HAL Laboratory en Japón sin duda se trataría de un gran avance. Ojalá esto último pudiera hacerse algún día. Gracias a Polygon por el reporte.