¿Qué tienen en común Luke Skywalker y un gibón?

¿Qué tienen en común Luke Skywalker y un gibón?

Científicos chinos e ingleses decidieron bautizar una nueva especie de gibón hoolock en honor de Luke Skywalker, el Caballero Jedi de Star Wars.

Esta nota revela que en todos los ámbitos hay fans de Star Wars, aún en el campo de la zoología. De tal forma que hay quienes desean que una nueva especie de gibón, un antropoide emparentado con los chimpancés, gorilas y orangutanes, tome su nombre de Luke Skywalker, el intrépido Caballero Jedi que muchos de nosotros conocimos en la primera trilogía de la Guerra de las Galaxias.

Tan singular propuesta incluso ha llamado la atención del actor Mark Hamill, que como bien saben es quien interpretó a Luke Skywalker nuevamente en Star Wars: El despertar de la Fuerza y lo volverá a hacer en Star Wars Episodio VIII, que se estrena este mismo año. Fue por eso mismo que mostró su beneplácito a través de su cuenta en Twitter. El gibón hoolock skywalker, como se le conoce de momento, vive en los espesos bosques del suroeste de China, en los Montes Gaoligong.

Este animal es investigado desde el 2008 por un equipo de investigadores dirigido por el Profesor Fan Pengfei de la Universidad Sun Yat-sen en Guangzhou, entre los que están también expertos de la Sociedad Zoológica de Londres (ZSL). Después de estudiarlo, así como a sus otros dos parientes, los gibones hoolock oriental y occidental, propusieron en la American Journal of Primatology que se le reconozca como una especie aparte.

El nombre científico del gibón hoolock skywalker es Hoolock tianxing. La última parte de éste, tianxing, significa en chino “movimiento del cielo” o “caminante del cielo”, una referencia de como estos simios viven en lo alto de los árboles y que refleja el modo en que los chinos los ven, como seres casi místicos. A eso hace referencia precisamente uno de los científicos involucrados, Samuel Turvey de ZSL.

Por desgracia, este animal que homenajea a Luke Skywalker está amenazado por la pérdida de su hábitat y por la caza furtiva. Se calcula que solo existen 200 gibones hoolock skywalker en China, y algunos más en Myanmar, la antigua Birmania. Pero en el caso de estos últimos se ignora cuántos son en realidad. Es por eso que se busca preservar a estas magníficas criaturas.

La foto al inicio de esta nota fue tomada por el propio Fan Pengfei y se trata de una hembra de gibón hoolock skywalker. Gracias a CNN por la información.

[frontpage_news widget=”24120″ name=”ÚLTIMAS ENTRADAS”]

Deja un comentario