¿Qué es lo que le pasa a Konami?

¿Qué es lo que le pasa a Konami?

Vamos a analizar un poco que es lo que le está pasando a Konami y su dolorosa transición de un medio a otro. A un grado tal, que pocos pueden reconocerla.

Si hay una compañía que me ha sorprendido desde hace tiempo es precisamente Konami. De ser uno de los principales publicadores de juegos japoneses, se ha sumergido progresivamente en una espeluznante espiral de irrelevancia. Lo más insólito de todo es que esto es por decisión propia, como una forma de adaptarse a las condiciones del mercado actual.

Cuentos de vampiros desde la cripta

Da la impresión que fue un proceso que se aceleró de forma por demás repentina. Desde mi punto de vista, creo que fue más o menos posterior a la salida de Castlevania: Lords of Shadow 2 el año pasado. Después de la tibia recepción que tuvo este juego por parte no solo de la crítica, sino de los mismos jugadores, algo cambió en la forma de actuar de la compañía.

MercurySteam, los creadores de la saga de Lords of Shadow, parece que también tienen sus “problemas” internos.

Sin embargo, el aparente desarrollo sin problemas de Metal Gear Solid V: The Phantom Pain era algo tranquilizador para muchos. Y el posterior anuncio en el mes de agosto de Silent Hills en la gamescom 2014, llenó de entusiasmo a los fans de Konami. El lanzamiento de un demo de este juego, P.T. (Playable Teaser), tuvo un excelente recibimiento.

Todo parecía perfecto; así como sucedió con Castlevania, el diseñador Hideo Kojima, responsable de la serie de Metal Gear Solid, estaba a bordo del proyecto. La revelación de que también lo estaban el director mexicano Guillermo del Toro, y que el actor Norman Reedus, de la famosa serie televisiva The Walking Dead, parecieron redondear las cosas.

¡A quitarse las máscaras!

Pero al final, todo resultó ser una mascarada. La primera señal de alarma al respecto fue el comentario de parte de Reedus, a finales del 2014, quien mencionó que todavía no habían empezado a trabajar en nada concreto. Fue hasta marzo del siguiente año que la bomba estalló: Hideo Kojima abandonaría de forma definitiva a Konami.

P. T. Norman Reedus

Su último trabajo con esta compañía sería The Phantom Pain, debido a razones que todavía no han sido reveladas del todo. ¿Qué pasará con Silent Hills, se preguntaron los fans, y la colaboración con el creador de Mimic y Pacific Rim? Fue del Toro mismo que reveló casi a finales de abril el destino de este infortunado proyecto: CANCELADO.

Desde hace tiempo, Guillermo del Toro parece perseguido por la mala suerte. En especial en proyectos relacionados con videojuegos.

“No va a pasar y eso rompe mi grasiento corazón”, fue lo que dijo el director en esa ocasión. Posteriormente, Konami removió P.T. de la PSN, y de paso impidió que cualquiera que hubiera descargado esta versión de prueba pudiera volver a hacerlo. Como si haciendo esto fuera posible que el recuerdo de este software quedara borrado para siempre de la mente de los jugadores.

“Nunca debes de apretar de más la rienda”

Meses después, la filtración acerca de las condiciones de trabajo al interior de Konami pintaron un panorama nada halagador. Una especie de pesadilla “orwelliana” que explicaba muy bien porque personalidades como el diseñador Koji Igarashi, antiguo productor de Castlevania, dejó la compañía. Lo mismo puede decirse del productor de la serie de LovePlus, Akari Uchida, además del principal ilustrador de la misma, Minoboshi Taro.

Koji Igarashi tuvo que abandonar Konami porque estaba aburrido en dedicar sus esfuerzos en juegos que no le gustaban.

¿Por qué está sucediendo esto? ¿Qué provocó este viraje por parte de la compañía? Su propio presidente, Hideki Hayakawa, tiene la respuesta: el futuro es móvil. O al menos, según él, ya que las ganancias obtenidas por los juegos desarrollados por Konami para smartphones y tabletas ahora son su principal fuente de ingresos.

Castlevania: Order of Ecclesia

Aunque la empresa dirigida por Hayakawa también tiene inversiones en centros de salud y casinos, una gran parte está comprometida a un mercado casual, veleidoso y que sigue el ritmo de la moda imperante. A tal grado llega su confianza en este tipo de consumidores, que hace poco se dio a conocer que la compañía abandonará de forma definitiva el desarrollo de juegos AAA.

El Konami que ninguno de nosotros quería ver

Eso es, que Metal Gear Solid V: The Phantom Pain será el último gran desarrollo de Konami. Claro, seguirá Pro Evolution Soccer, pero para ser sinceros, esa es una magra alegría. OK, es uno de los mejores simuladores de fútbol existentes, pero… ¿qué pasará con todas las grandes series que la compañía creó a lo largo de los años?

El futuro es incierto. Si este publicador y desarrollador tiene prácticamente en el olvido las franquicias de la infortunada Hudson Soft, al grado que Nintendo tuvo que retomar los derechos de una de ellas (Momotaro Dentetsu) para que pudiera ver la luz del día, ¿qué pasa con las que ha creado por su cuenta?

Sí, el gran legado de Konami se mantiene, pero se queda estancado sin poder evolucionar de ninguna forma.

¿Qué pasará con Gradius, Dance Dance Revolution, Suikoden, Zone of the Enders, Contra, Parodius, Castlevania? Ciertamente, no son producciones del calibre AAA, pero por lo que ha mostrado hasta ahora Konami, tiene una enorme apatía de desarrollar nuevas entregas. Tristemente, nada volverá a ser igual con esta compañía que padece una terrible fuga de talento.

Parodius

Unas cuantas palabras finales

El caso más reciente es Julien Merceron, el supervisor de la realización del motor gráfico FoxEngine, en el que precisamente se basan juegos como MGS V: The Phantom Pain o el más reciente PES. Si lo que Konami pretendía era destruir su propio legado… vaya que lo ha hecho.

Ojalá tenga suerte en sus próximos proyectos, pero si el mercado móvil sufre una brusca alteración… la primera cabeza que rodará quizá sea la de esta otrora gran compañía. Por cierto y no sé ustedes, pero lo que han declarado sus empleados no me convence en lo más mínimo.